La Pernice envasa y distribuye sus productos hortofrutícolas producidos en las más de 150 hectáreas repartidas por el centro de la región de Puglia por la explotación agrícola San Marco. Los cultivos, altamente especializados y controlados, abarcan cerezas, uva de mesa, albaricoques y melocotones, sandias, higos y coliflores. El personal encargado del cuidado de las tierras y de la recolección está muy cualificado y escrupulosamente preparado para el cumplimiento de las normas y los métodos de producción que la empresa, a lo largo de sus más de 30 años de experiencia, ha establecido para obtener productos de calidad superior, la norma de reconocimiento de la marca La Pernice. La explotación agrícola San Marco, en aplicación de las normas previstas por la Certificación Globalgap, ha llevado a cabo un proyecto que tiene como objetivos:

 

1. El uso de productos fitosanitarios únicamente en caso de absoluta necesidad, con la garantía de la seguridad alimentaria y salubridad de la fruta producida, para garantizar el cumplimiento de las especificaciones de todos los clientes.

2. El respeto de la maduración fisiológica y de las necesidades nutritivas reales de las plantas para obtener frutos con elevadas propiedades organolépticas, nutritivas y con una excelente duración.

3. El cultivo en áreas con zonas protegidas para preservar la biodiversidad tanto en lo referente a la flora como a la fauna gracias a la presencia de 30 hectáreas de bosque, monte mediterráneo y muros de piedra seca.


Contacte con nosotros







bigarreaux

0%
Cerezas

0%
Albaricoques

0%
Uva de mesa

0%
Sandías

pesche

0%
Melocotones

0%
Nectarinas

0%
CAVOLI

0%
Higos

Contacte con nosotros





 

La empresa, desde hace ya más de una década, ha adoptado métodos de cultivo definidos como control integral de plagas. Este método específico permite, a diferencia de los métodos tradicionales con importantes intervenciones químicas, reducir al mínimo indispensable el uso de productos fitosanitarios aunque no sean perjudiciales para el organismo humano ni para las plantas. El uso limitado, o en algunos casos inexistente, de productos fitosanitarios es posible gracias a la aplicación de técnicas inteligentes y a la colaboración entre ecosistema y necesidades de producción. Se utilizan, por ejemplo, feromonas que confunden al parásito, o productos fitosanitarios seleccionados que actúan únicamente sobre determinados parásitos y que no contaminan el fruto. El control integral de plagas es muy difícil de aplicar y requiere personal altamente cualificado como el que trabaja en La Pernice srl. La calidad del producto obtenido y la garantía de la cantidad final convierten a esta empresa en un modelo de negocio y de ética compatible con el medio ambiente para todo el sector hortofrutícola y su negocio a nivel mundial. Por este motivo las grandes marcas de distribución europeas eligen la Pernice srl, porque es capaz de ofrecer grandes cantidades de producto, de gran calidad, meticulosamente controlado y sin ningún riesgo para el ser humano que pudiera derivarse de un cultivo demasiado agresivo. De esta forma, de una buena cereza, grande y crujiente, el cliente de La Pernice puede obtener el máximo beneficio no sólo en cuanto al precio sino también por lo que respecta a los valores nutricionales y el cumplimiento de la salubridad.


Contacte con nosotros